Dietas purificantes

Beber zumos purificantes es bueno para el organismo; pueden ser de frutas o de verduras, pero debemos tener en cuenta que no se deben combinar, puesto que el estómago no las digiere bien juntas.

Si se opta por las frutas, se recomiendan las manzanas, las peras y los cítricos (naranjas, limones, kiwis y pomelos). Si se opta por las verduras y hortalizas se pueden elegir alimentos como la remolacha, el apio, las espinacas, la zanahoria o el perejil.

En estas dietas también puede consumirse el zumo de un solo alimento específico, ya sea fruta o verdura, o combinarlo con otros y elaborar una dieta más variada, tomando cada día el zumo de una fruta o verdura diferente.

DIETA DEL SIROPE SAVIA DE ARCE
Es una dieta depurativa que contiene todos los minerales, hidratos de carbono y proteínas necesarios para el organismo. Propicia la eliminación de toxinas y ayuda al organismo a regenerarse. Esta dieta reduce el colesterol y da buen tono a la piel y el cabello; además, proporciona una agradable sensación de vigor gracias a su aporte nergético y mineral.

Es una cura excelente, pero no hay que excederse; sólo podemos repetirla cuando hayan transcurrido un mínimo de 3 meses desde la anterior. Al terminar la dieta, habremos perdido entre 3 y 6 kilos. Esta dieta es apta para todo el mundo, exceptuando a las personas diabéticas y a las hipertensas.

Preparación:

  • Sirope de Savia de Arce (2 cucharadas soperas)
  • Zumo de limón fresco (2 cucharadas soperas)
  • Pimienta de Cayena en polvo (una pizca)
  • Agua tibia o fría (1 vaso)

La dieta consiste en 3 fases:

  1. FASE PREVIA A LA DIETA
    Durante los 3 días anteriores hay que comer pan integral, caldo de verduras, arroz integral, naranjas y otras frutas. También el 1º día, hay que beber ½ litro de sirope, el secundo día ¾ y el tercero 1 litro de sirope.
  2. AYUNO
    Durante un periodo de entre 7 y 10 días se toman de 8 a 10 vasos de sirope diarios, uno cada 2 horas aproximadamente, sin más alimentos ni complejos vitamínicos. Podemos añadir una infusión laxante a 1ª hora o justo antes de acostarse, y cualquier infusión durante el día. Sin embargo, el té y el café están prohibidos.
  3. FASE POSTERIOR A LA DIETA
    Se consumen los mismos alimentos que durante la fase previa: 1 litro el 1º día, ¾ el segundo y ½ el último.

Es importante evacuar diariamente durante todo el proceso. El olor corporal puede intensificarse y, debido a la expulsión de toxinas, y durante los primeros días puede presentarse un ligero dolor de cabeza o incluso náuseas.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *