Por qué funciona la Quiropráctica en el Deporte

La Quiropráctica es una práctica innovadora que tiene una visión integral del organismo. El cuidado quiropráctico, al eliminar las subluxaciones, hace posible una comunicación fluida entre el cerebro y el organismo, para que la información fluya sin interferencias. Esta premisa, aplicada a la Quiropráctica deportiva, tiene como resultado la mejora y potenciación de los atletas, y la prevención de lesiones, ya que mejora íntegramente el funcionamiento del organismo.

El enfoque de la Quiropráctica sobre el sistema nervioso y la biomecánica de la postura permite al cuerpo funcionar al 100% y curarse a sí mismo. El proceso de curación siempre se produce desde dentro hacia fuera, pero diversos estudios científicos muestran que la Quiropráctica da un gran apoyo al cuerpo en este proceso de recuperación.

“La calidad de la curación es directamente proporcional a la capacidad del sistema nervioso de enviar y recibir los mensajes neurológicos.”
Journal of Neurological Science

Dado que los Doctores en Quiropráctica son expertos en la biomecánica humana, son muy concientes de la postura y los movimientos. Observando a un atleta en acción, el quiropráctico puede detectar y prevenir un problema estructural que puede conducir a lesiones y a un descenso del rendimiento. Las heridas son causadas muchas veces por una biomecánica inapropiada y un desequilibrio muscular en la espalda.

“La Quiropráctica es una parte indispensable de la carrera de cualquier atleta, así como de cualquier otra persona. En primer lugar somos seres humanos; luego atletas. En los atletas debemos identificar y resolver rápidamente cualquier problema neuro-músculo-esqueletal, cualquier disfunción, cualquier deficiencia orgánica o cualquier dificultad oculta. Los trastornos que no muestran síntomas son, a menudo, los más problemáticos. Lo que los atletas (o cualquier persona) no saben, es que lo que ocurre en su interior es lo que puede crear los problemas y lesiones más graves. No podemos basarnos en cómo nos encontramos para saber cómo estamos. A menudo los problemas que no aparecen a primera vista son los más graves, los que están a punto de estallar y que pueden poner fin a una carrera, al provocar una lesión o una enfermedad que se podía haber evitado.”
Jeffrey Spencer, Quiropráctico de Lance. Armstrong y Tiger Woods.

El estudio trata de comparar el tiempo de reacción de 2 grupos (un grupo de 10 pacientes quiroprácticos que reciben ajustes vertebrales regularmente para corregir subluxaciones, y otro grupo de personas que no reciben ningún cuidado quiropráctico). El tiempo de reacción se mide por ordenador en una prueba en que los participantes deben mover un cursor hacia un objetivo. Los resultados muestran que los que reciben ajustes vertebrales obtienen una importante mejora de su tiempo de reacción (>9,2 %), frente a un resultado muy inferior en el segundo grupo (>1,7%).
Conclusión: El cuidado quiropráctico mejora el tiempo de reacción. Los resultados del estudio sugieren que los ajustes vertebrales influyen en el comportamiento motor. Las implicaciones para los deportistas son enormes: es evidente que la Quiropráctica parece mejorar el rendimiento.
Los Ajustes Quiroprácticos mejoran el tiempo de reacción. JMPT, abril de 2006.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *